Anuncios
Archivo | 11:59 PM

Planeta en desintegración muestra el nefasto futuro de la Tierra

7 Mar

Todos sabemos que el Sol es una estrella y, como tal, tiene un tiempo de vida limitado, lo que repercute en la posibilidad de vida en la Tierra. Recientemente, un hallazgo del Telescopio Espacial Kepler abrió una ventana inesperada hacia el futuro de nuestro mundo, al descubrir un planeta muy similar en fase de descomposición.

 

Las estrellas como nuestro Sol, viven miles de millones de años y, una vez que se consume su energía, pasan a una fase de máxima expansión (gigantes rojas) para luego reducir su tamaño drásticamente (enanas blancas). Sin embargo, conservan tanta densidad en su interior, que ejercen una intensa fuerza gravitatoria hacia los cuerpos celestes que las rodean.

Hace aproximadamente un año, el telescopio Kepler halló a una enana blanca llamada WD 11451+017, que se encuentra en su última fase y está absorbiendo lentamente a un planeta que la orbita, tal y como lo hace la Tierra con el Sol. El planeta expulsa poco a poco fragmentos de roca que son atraídos por la fuerza gravitatoria de la enana blanca.

Afortunadamente, los científicos aseguran que nuestro Sol está en el apogeo de su existencia y aún le quedan unos 5000 millones de años de vida, antes de pasar a la fase de gigante roja, y engullir a planetas como Mercurio o Venus, para luego absorber a la tierra con su fuerza gravitatoria de enana blanca.

 

 

 

 

 

Fte: Tuhistory

Anuncios
Imagen

Garnish, Mukimono, Tallado. Pollitos

7 Mar

Garnish, Mukimono, Tallado.

Imagen

Decoración Pan Dulce de Pascua

7 Mar

pascua9

Imagen

Decoración de Galletas de Pascua

7 Mar

pascua5

Imagen

Decoración de Regalo Pascuero

7 Mar

pascua 26

Propiedades de Remedios Naturales para la Menopaucia

7 Mar

soya
Para aliviar los bochornos, tomar infusión de hierbas que provean estrógeno natural o estimulen la producción natural de esta hormona como la alfalfa, angélica o apio.——-
Triturar semillas de soya o soja hasta tener una pasta suave que deberá ser hervida en una taza de agua durante 15 minutos. Puede también tomar leche de soya——–
Cocer una cucharada de flores de trébol morado o rojo, dos cucharaditas de anís y dos de semillas de hinojo machacadas, en una taza de agua hirviendo durante 15 minutos. Luego se cuela y se toma hasta tres tazas por día.———El dong quai es una planta utilizada durante siglos en la medicina tradicional china para aliviar y combatir trastornos ginecológicos, como la menopausia, ya que contiene fitoestrógenos naturales que actúan como reguladores hormonales femeninos. Mezclar 5 g de artemisa, una pizca de flores de espino y una taza de agua. Dejar hervir todo durante cinco minutos y fíltrelo. Agregar un poco de miel. Agregue dos cucharadas de linaza en polvo a su cereal. La linaza contiene fitoestrógenos, unos compuestos con cualidades de estrógenos———La salvia para controlar la sudoración – Tome de 3 a 15 gotas de tintura de salvia en mediz taza de agua tres veces al día. La salvia contiene propiedades astringentes que le ayudará a secar la sudoración.——–Digitopuntura – Para aliviar sudoración, los calores y la ansiedad. Haga los siguientes ejercicios por dos minutos día de por medio
a) Aplique presión usando su dedo pulgar con movimientos pequeños, circulares y firmes en el punto que se encuentra justo entre el final de la mano y el principio de la muñeca, del lado del dedo meñique.
b) Aplique presión firme y estacionaria con el dedo pulgar al principio del hueso inferior del tobillo.

——–Infusión de alfalfa – Hierva dos cucharadas de semillas de alfalfa en agua con limón durante diez minutos. Beba esta infusión tres veces al día para aliviar los calores.

——- El tofu es un alimento rico en isoflavonas, un fitoquímico que asemeja el estrógeno humano. Podría ser efectivo para aliviar los calores de la menopausia.

SAIKU

Rosca de Pascua

7 Mar

Rosca de pascua

rosca_pascua

Ingredientes

Levadura de cerveza 40 g
Leche tibia 3 cdas
Leche condensada 1 lata
Huevos 3
Yemas 3
Manteca 60 g
Ralladura de 1 limón
Agua de azahar
Harina 300 g
Fécula de maíz 2 cdas
Agua 220 cc
Esencia de vainilla 1 cda

Varios

Huevo batido 1
Huevos duros 3
Azúcar granela 3 cdas
Cerezas e higos

Disolver la levadura en leche tibia y dejar espumar. Incorporar 1/2 lata de leche condensada, la manteca y los huevos.
Perfumar con ralladura de limón y agua de azahar

Incorporar la harina cernida hasta formar una masa suave. Amasarla con fuerza hasta lograr un bollo liso.

Dejar levar al doble de su volumen.
Desgasificar.
Colocar la rosca sobre una placa enmantecada y enharinada, ubicando en el centro un cortapastas enmantecado y enharinado.

Distribuir los huevos duros, tapar y dejar levar al doble. Preparar la cubierta, colocarla en una manga y decorar. Pincelar con huevo y llevara horno moderado.

http://ileypanes6.tripod.com/id50.html

Cocina Ecléctica – Pescado – (Juana Manuela Gorriti)

7 Mar

Prólogo

El hogar es el santuario doméstico; su ara es el fogón; su sacerdotisa y guardián natural, la mujer.
Ella, sólo ella, sabe inventar esas cosas exquisitas, que hacen de la mesa un encanto, y que dictaron a Brantôme el consejo dado a la princesa, que le preguntaba cómo haría para sujetar a su esposo al lado suyo:
-Asidlo por la boca.
Yo, ¡ay! nunca pensé en tamaña verdad.
Avida de otras regiones, arrojéme a los libros, y viví en Homero, en Plutarco, en Virgilio, y en toda esa pléyade de la antigüedad, y después en Corneille, Racine; y más tarde, aún, en Châteaubriand, Hugo, Lamartine; sin pensar que esos ínclitos genios fueron tales, porque -excepción hecha del primero- tuvieron todos, a su lado, mujeres hacendosas y abnegadas que los mimaron, y fortificaron su mente con suculentos bocados, fruto de la ciencia más conveniente a la mujer.
Mis amigas, a quienes, arrepentida, me confesaba, no admitieron mi mea culpa , sino a condición de hacerlo público en un libro.
Y, tan buenas y misericordiosas, como bellas, hanme dado para ello preciosos materiales, enriqueciéndolos más, todavía, con la gracia encantadora de su palabra.
Juana Manuela Gorriti

Pescados

El dorado – Dorado a la San Martín – Dorado a la sevillana – Sábalo a la natural – Sábalo a la mimosa – Mojarras – Manjarcina de mojarra a la pschut – Sollito mojarra – Nogada de bacalao – Seviche – Estofado de corbina – Bacalao a la crema – Corbina rellena – Pescado frito a la limeña – Pejerreyes a la comodoro – Ostras – Ostras a la Judic. 

EL DORADO 

Entre la infinita variedad de peces que bullen en las aguas del río Pasage , provincia de Salta, hay uno tan bello a la vista, como sabroso al paladar. Largo de un metro, y proporcionalmente grueso, tiene en sus brillantes escamas todos los colores del prisma. Este pez es el dorado. Su carne, blanquísima, es tan exquisita, que las muchachas ribereñas, cuando, bañándose, juegan a la pesca, si en sus redes se encuentra un dorado, sueltan el resto de sus prisioneros, en gracia a esta valiosa captura. 

DORADO A LA SAN MARTIN 

Diz que allá, cuando este héroe, en su gloriosa odisea, cabalgaba por los pagos vecinos al Pasage, un día, al salir de Metán, pronto a partir, y ya con el pie en el estribo, rehusaba el almuerzo que, servido, le presentaban, llegó un pescador trayéndole el obsequio de un hermoso dorado; tan hermoso, que el adusto guerrero le dio una sonrisa. 
Alentados con ella sus huéspedes: 
-¡Ah! ¡señor! -exclamaban, alternativamente. 
-¡Siquiera estos huevos! 
-¡Siquiera esta carne fría en picadillo! 
-¡Siquiera estas aceitunas! 
-¡Siquiera estas nueces! 
San Martín se volvió hacia sus dos asistentes: 
-¡Al vientre del pescado -dijo- todas esas excelentes cosas, y en marcha! 
Dijo, y partió a galope. 
Escamado, abierto, vacío y limpio en un amén el hermoso dorado, fue relleno con el picadillo, los huevos duros en rebanadas, las aceitunas y las nueces peladas y molidas. Cerrado el vientre con una costura, envuelto en un blanquísimo mantel, fue entregado a los dos asistentes, que a carrera tendida partieron, y adelantando al general, llegaron a la siguiente etapa, donde el famoso dorado fue puesto al horno, y asado, y calentito lo aguardaban para serle servido en la comida. En su sobriedad, San Martín quiso que ésta se limitara al pescado y su relleno. 

Deidamia Sierra de Torrens (Metán)
DORADO A LA SEVILLANA 

Escamado, abierto y lavado, se cortará el dorado en trozos transversales del grosor de cinco centímetros, que se pondrán a curtir, durante una hora, en agua sazonada con sal, y fuertemente saturada de vinagre. Tendráse cuidado de que este remojo se haga en una vasija de madera, de terra-cotta , o al menos esmaltada de porcelana a causa del vinagre, agente principal de esta confección. 
En seguida, se envuelven en harina los trozos del dorado, y se fríen con manteca de chancho, en una cacerola esmaltada. La cabeza se cocerá en una olla igual a la anterior, y agua sazonada con sal y vinagre. 
Hecha esta preparación se acomoda en una fuente la fritura, en círculo, y al centro la cabeza, vertiéndose sobre el todo, una salsa de aceite, vinagre, sal, pimienta, cabezas de cebolla en rebanadas, tomates y perejil picados, y rajas de ajíes verdes, llevando como relieves, aceitunas y escabeches, entre ramitas de hierbas finas. 

Isabel López de Palma (Sevilla)
SABALO A LA NATURAL 

Preparado el sábalo, después de escamado, abierto y limpio con una hora de inmersión en agua bien salada, se le rellena con mantequilla, a la que se habrá mezclado un puñado de hierbas finas, bien picadas, y el debido sazonamiento de sal y pimienta. 
Esta confección se pondrá también en el interior de dos cortes que se harán al sábalo, en la espalda, a lo largo de la espina dorsal. 
Envuélvasele en un papel untado de mantequilla y póngasele a cocer en la parrilla, a un fuego moderado. 
Cuando esté bien cocido, se le quita del papel y se sirve, rociándolo con el zumo de un limón, acompañándolo en la salsera, una salsilla picante, ya sea de mostaza con jugo de tomates, ya de aceite y vinagre con ajíes verdes. 

Carmen Weigel de López Benedito (Buenos Aires)
SABALO A LA MIMOSA 

Preparado convenientemente el sábalo; es decir, escamado, vacío y limpio, se le pondrá en salmuera, en una olla de tierra barnizada, durante una hora, revolviéndolo de vez en cuando, para que se sale por igual. 
Elíjase una fuente que sea resistente a la acción del fuego, y sobre una capa de mantequilla y hierbas finas, bien picadas, colóquese en ella el sábalo, polvoreándolo de uno a otro lado con pimienta y nuez moscada. Echesele por encima una capa de pan rallado; mójesela con una botella de vino blanco. Otra capa de pan rallado; y viértase mantequilla derretida sobre el sábalo, que no debe estar cubierto por el vino. Así preparado, póngasele en el horno, teniendo cuidado de abrir éste, de vez en cuando, para vigilar su cocción, y rociarlo con su propio caldo. Debe servírsele en la fuente en que ha sido asado, acompañándolo con limones partidos, para quien quiera sazonarlo con su jugo. 

Carmen Gazcón de Vela (Buenos Aires)
MOJARRAS 

Llaman así los gauchos, no sólo al pececillo marino de este nombre, sino a todo pez pequeño, sea de raza, o en crecencia. De estos últimos, el sábalo y la yusca son, en ese estado, muy apetecidos, por lo tierno y sabroso de su carne, mucho mejor que la del pescado grande, para estofarla o ponerla en guiso. 
Y, pues, en todos los países hay ríos, y en todos estos, mojarras, he aquí, para que los lectores se chupen los labios, una: 

MANJARCINA DE MOJARRA A LA PSCHUT 

Abiertas, vacías y bien escamadas las mojarras, se las lava con agua bien salada, y se las acaba de abrir con tres golpes en el lomo con la mano del mortero. Córteseles cola y cabeza; y así dispuestas, acomódeselas en una cazuela, con la piel hacia abajo, con una porción proporcionada de mantequilla derretida, y cuatro cucharadas de aceite puro de oliva. Póngase la cazuela a fuego vivo, revolviendo una o dos veces las mojarras, para que cuezan por igual. 
Ya cocidas, quíteselas de la cazuela, y en ésta -que debe ser de tierra barnizada o de fierro, esmaltada de porcelana-, viértase medio vaso de vinagre de uva, una taza de consumado, o de buen caldo, una docena de setas cortadas en trozos; rebanadas de cebolla, una cucharada de perejil bien picado, sal y pimienta. 
Hágase reducir esta salsa a fuego vivo; y al servir, colóquense las mojarras en una fuente, añádase a la salsa media taza de mantequilla derretida, y viértasela hirviente sobre el pescado. 

Juana M. Cabrera (Salta)
SOLLITO MOJARRA 

Con la preparación de limpieza necesaria, y sazonamiento de sal y pimienta, asad en las parrillas, sollitos envueltos en papel untado de mantequilla. Una vez cocidos, quíteseles el papel y lléneseles de mantequilla con hierbas finas picadas, el zumo de una naranja agria, sal y pimienta. 
Se les sirve calientes, al sacarlos de las parrillas. 

La negrita Encarnación (Cocinera salteña)
NOGADA DE BACALAO 

Póngase a remojar el bacalao, durante diez horas, en agua fría, saturada de vinagre, y remuévase tres veces. En seguida se le vuelve a lavar con tres aguas, y se le pone a cocer durante una hora en agua saturada de vinagre, con un diente de ajo y hojas verdes de cebolla sin picar. 
Después, se le quita del fuego, se le vuelve a lavar con dos aguas, despedazado ya, en pequeños trozos, y eliminados huesos y espinas, se le pone en una fuente, a infusionarse en agua con vinagre. 
En tanto, se han quebrado nueces; se las ha echado en agua hirviente y se las ha dejado un rato para que se les despegue la película, que se quitará, lavándolas bien en agua fría, para que se tornen blancas. Se las muele bien, y se mezclan a leche hirviente, pasándolas así, no por el tamiz, sino en un trozo de gasa o linón, presionando bien, para que, con la leche, salga el jugo grueso de las nueces. 
Se hace una salsa con cabezas de cebolla cocida y deshojada sin picarla; un diente de ajo molido, pimienta, un poco de pan rallado, sal al paladar, y mantequilla. Se mezcla, se le hace hervir un poquito, se le echan cinco cucharadas de vinagre y tres de aceite, se le mezcla el bacalao, se le echan tres cucharadas de caldo,se revuelve, y se pone a hervir por quince minutos, revolviéndolo con suavidad. 
Se quita del fuego, se le mezcla la leche nogada, y se sirve con relieves de pepinillos escabechados, y huevos duros en rodajas. 
Sustituyendo al bacalao un buen pollo, asado a la parrilla con un fuego bien encendido, y teniendo cuidado de volverlo para que no se queme; despresándolo y poniéndolo, como el bacalao, en la salsa y la leche nogada, se obtendrá un plato igualmente, sino más apetitoso que el anterior, y que se llama, en los fastos de la cocina: “Nogada de pollo”. 

Carolina García de Bambaren (Lima)
SEVICHE 

Recetaré un plato más, y me eclipso, dejando lugar a tantas confecciones deliciosas, que el sexo hermoso ha acumulado en este libro y que -no fuera más que para saborearlas- dan ganas de vivir. ¡Benditas sean ellas, y las manos que saben hacerlas! He aquí la mía: 
Se elige una hermosa corbina, este pez de carne tan blanca y apetitosa; se la desescama, se la abre, quítense las espinas y lávese repetidas veces con agua fría. Se la corta en regulares trozos cuadraditos formando dado grande. 
Previamente se tiene preparada una salsa hecha con el jugo de 30 naranjas agrias, cabezas de cebolla cortadas en redondelas muy delgaditas, bastante ají molido, pimienta, sal y orégano, y comino también molido. 
Colóquense los trozos de corbina sobre una fuente, viértasele encima la salsa, revuélquese en ella cada trozo de corbina, y déjeseles escabechar en el fuerte jugo de la naranja agria -que hace las veces de cocción-, durante ocho horas, y sírvase en seguida. 
Este plato, tan gustado de los gastrónomos, lo hago yo servir en el lunch, y no en la comida, por ser, a causa misma de su apetitoso sabor, más propio de esa hora de grandísimo deseo de comer. 

Urcina Ponce de Sandoval (Buenos Aires)
ESTOFADO DE CORBINA 

Tengo este plato de un gastrónomo francés, compañero de Gambetta, aquel tribuno, diz que tan ducho en el arte de yantar, como en el de hablar. 
Por supuesto, como de tan alto origen, merece figurar en este libro de crema culinaria. 
Cortada en regulares trozos, y repetidas veces lavada en agua con sal, la blanca carne de este pez, se la adereza de este modo: 
En el fondo de una cacerola esmaltada, póngase, sobre una capa de mantequilla, otra de rebanadas de cebolla y un ligero polvoreo de pimienta; sobre esto una capa de trozos de corbina con otro polvoreo de pimienta ligero, muy ligero; y así hasta concluir. 
Hecho esto, se pone sobre el todo una salsa de tomates asados, desemillados, pelados y molidos, cebollas en rodajas, pimienta, un diente de ajo molido, orégano ídem y media botella de buen vinagre y media ídem de agua. Póngase a cocer a fuego lento. Cuando la cebolla esté bien cocida, el estofado está a punto. Se sirve con relieves de pepinillos escabechados y aceitunas negras. 

Mercedes Cabello de Carbonera (Lima)
BACALAO A LA CREMA 

Hágase cocer en agua un trozo de bacalao, bien lavado y desalado, y quítesele la piel y las espinas. Hágase una salsa blanca de mantequilla sazonada de pimienta; mézclesele una taza de crema, y a falta de ésta, de buena leche. Echese el bacalao en esta salsa, y déjesele hervir, a fin de que se espese. Luego se iguala la superficie, y se le cubre con una capa de pan rallado. Sobre este pan rallado se echa mantequilla derretida. Otra capa de pan rallado, con mantequilla derretida encima, se le hace tomar color en el horno de la cocina, o en un hornillo portátil. 
Se sirve muy caliente, llevando en torno rebanaditas de pan fritas en mantequilla. 

Zoyla Urdininea (Buenos Aires)
CORBINA RELLENA 

Se escoge una corbina tierna: fácil es conocerlo en que no ha alcanzado a su natural grandor. Después de desescamarla, abierta y lavada muchas veces con agua fría, se la cuelga arriba, se le atraviesa un palito en la boca para mantenerla abierta, y se le echan por ella dos litros de agua hirviente. 
El agua, corriendo a lo largo del cuerpo, desde la cabeza a la cola, encoge la carne, descubriendo así todas las espinas, que se arrancan con presteza. 
En seguida se la lava otra vez, y se la deja una hora en agua saturada de sal y vinagre. 
Entre tanto, se pica cebolla y tomate, se les añaden un diente de ajo y perejil molidos, y se ponen a cocer en mantequilla. Se pican menudo, huevos duros; se remoja miga de pan en leche; y cuando la cebolla que se esté friendo tome color dorado, se le echa el picado de huevos y la miga remojada en leche, se le añaden aceitunas y pepinillos escabechados, se espolvorea pimienta y cominos, se añade una cucharada de vinagre, y se revuelve, haciéndolo cocer cinco minutos más, se quita del fuego y se rellena con ello la corbina. 
Una vez rellena la corbina, se cierra la abertura con unas puntadas de aguja, y muy bien untada de mantequilla, así como el papel en que haya de envolvérsele, a fin de que se tueste por ambos lados, se pone al horno. 
La misma confección sirve para toda clase de pescado. 

Cristina Sagasta de Eguía (Buenos Aires)
PESCADO FRITO A LA LIMEÑA 

La corbina es el más sabroso pescado; pero a falta de ésta, cualquier otro adquiere las mismas condiciones, cuando una mano diestra lo ha sazonado. Lo único que debe cuidarse, es que esté recién sacado del agua. 
Se le desescama, y lavado con tres aguas, se le unta interior y exteriormente con un compuesto de ajo, cebolla, pimienta, orégano y sal, molido todo, y humedecido con una cucharada de vinagre. 
En este adobo se le deja dos horas. En seguida se le corta a trozos transversales; se le envuelve en harina de maíz amarillo, y se le fríe en manteca de chancho; primero a fuego no muy vivo, para dar lugar a que el pescado se cueza; avivándolo después para que se tueste. 

Francisca Herrera (Lima)
PEJERREYES A LA COMODORO 

Se pican muy menudo, cabezas de cebolla, huevos duros y tomates desemillados; se envuelven con pan rallado, se sazonan con sal, y se fríen en mantequilla. 
La fritura hecha, se le espolvorea pimienta y comino, y se rellena con ella los pejerreyes, que, ya escamados, limpios, y quitadas sus espinas, estarán preparados. Se les acomoda en la pescadera con agua y sal, y cubierta con su tapa, se le hace dar un hervor de una hora a buen fuego. Se les saca, con cuidado, de la pescadera y se les pasa a la que ha de llevarlos a la mesa. Se les echa aceite, vinagre y pimienta, y se sirven con relieves de cebollas escabechadas, y ramitas de perejil. 

Alice de Carreño (Buenos Aires)
OSTRAS 

Aunque la mayor parte de los gastrónomos encuentren más sabrosas las ostras comidas al natural, esto es, sorbidas crudas en la concha y sin más sazonamiento que el agua salada que ésta contiene, hay, sin embargo, aliños que las hacen deliciosas. Uno de éstos es el siguiente: 

OSTRAS A LA JUDIC 

Abranse tres docenas de ostras; recójase el agua que contienen, prénseselas a través de un lienzo, y calentada, y a punto de hervir, póngase en ella las ostras durante cuatro minutos. Quíteselas del agua, en seguida, escúrraselas, y póngaselas en una fuente que pueda resistir la acción del fuego, con un trozo de mantequilla y un adobo de hierbas finas y setas picadas, una cucharada de aceite puro de oliva, y un fuerte sazonamiento de pimienta y nuez moscada. Cúbrase todo de una capa de miga de pan duro, rallado, y manténgase la fuente sobre un fuego suave, y cubierta con un hornillo portátil, provisto de un fuego vivo. 
Cuando la miga haya tomado un color dorado, quítese la fuente del fuego y sírvase, rociando las ostras con el zumo de un limón. 

Adela Castell (Montevideo)

Cocina Ecléctica

Chicharron de Dorado

7 Mar

El dorado es un pez de agua dulce, de cuerpo alargado y redondeado, cabeza deprimida, ojos pequeños ubicados encima de la cabeza. Cuerpo gris oscuro con destellos dorados en el dorso y blanquecina la parte ventral. Se alimenta básicamente de peces. Es un pez de fondo, que frecuenta el canal principal de los grandes ríos amazónicos donde existen corrientes acentuadas. Alcanza a medir hasta 1.70 cm.

Ingredientes

1 kilo de pescado dorado sin piel ni espinas

1/2 taza de harina

3 tazas de aceite vegetal

1 kilo de yuca

1 cebolla roja picada en cuadritos

4 hojas de lechuga de su preferencia

1 cucharada de limón

sal, pimienta y ajos al gusto.

Preparacion

Lavar y picar el pescado en dados, sazonar con sal pimienta y ajos, agregar el limón y dejar macerar unos 10 minutos.

Pasar por la harina y freir en aceite bien caliente, luego retirar y poner en papel absorvente.

Lavar, pelar, cocinarr la yuca y luego freirla.

Servir el pescado sobre la lechuga, las yucas fritas y una ensalada de tomate y cebolla

El dorado es un pez de agua dulce, de cuerpo alargado y redondeado, cabeza deprimida, ojos pequeños ubicados encima de la cabeza. Cuerpo gris oscuro con destellos dorados en el dorso y blanquecina la parte ventral. Se alimenta básicamente de peces. Es un pez de fondo, que frecuenta el canal principal de los grandes ríos donde existen corrientes acentuadas. Alcanza a medir hasta 1.70 cm.

Risotto de Quinua a los 4 Quesos

7 Mar

Esta receta pertence a la nueva corriente Novo Andina surgida en los años 80, rescata los ingredientes propios de las antiguas tradiciones culinarias andinas, eexperimentando con productos del lugar y  encontrando formas de convertirlos en algo más sofisticado. Las recetas son rigurosas pero la comida es muy sabrosa y bien presentada, baja en condimentos, con cocimientos ligeros y sin grasa.

Para 3 personas

  •  1 kilo Quinua perlada graneada y lavada 4 veces en agua fria
  • 4 cebollas medianas picada en cuadritos
  • 100 grs. Queso parmesano
  • 100 grs. Queso crema
  • 50 grs. Queso gruyere
  • 50 grs. Queso roquefort
  • 250 ml. Leche fresca
  • 150 ml. Vino blanco
  • 120 ml. Crema de leche
  • 2 atados de cebolla china
  • 2 dientes de ajo picaditos
  • Sal y pimienta al gusto
  • Aceite vegetal

Preparación

  1. Hacer un sofrito de cebolla y ajo en aceite, agregar el vino y dejar que se evapore adicionar leche fresca, cuando rompa hervor agregarle queso roquefort y queso crema, mover bien y adicionarle la quinua graneado y la crema de leche y el cebollin, esperar que se seque un poco y ponerle el gruyere rallado y el parmesano, rectificar sazón.

Receta tomada del siguiente sitio

http://www.scoop.it/t/investigaciones-culinarias/

Tomates Rellenos con Atún

7 Mar

tom

 Para 8 personas

 

Ingredientes:

8 tomates medianos

1 taza de arvejas

3 zanahorias

1 taza de vainitas picadas

2 nabos o papa
1 latita de atún

1 latita de salsa de tomate

 

Preparado:

  • Previamente haga cocer todos los ingredientes, excepto los tomates y el atún. Cuando estén cocidos córtelos en trozos pequeños. Póngalos en una ensaladera, añada el atún y la mitad de una latita de salsa de tomate; mezcle todo bien y sazone con sal.
  • Corte los tomates por la parte superior como si fuera una tapa pequeña. Quite con una cucharilla la pulpa. Ponga en el fondo una pizca de sal y póngalos boca abajo para que escurran bien.
  • Rellene los tomates con la mezcla y póngales las tapitas. A tiempo de servir póngales salsa de tomate o salsa blanca.

Consejo: se puede hacer la salsa de tomate con la pulpa que se le quitó a los tomates.

 

 

 

 

Libro de Cocina Doña Piedades

Moreno de Parejas, Delfina

Editorial La Hoguera. 9ª Edición, Santa Cruz. Bolivia. 2000

 

 

 

Alas de pollo estilo KFC o Kentucky

7 Mar

Alas pollo estilo KFC
Alas de pollo estilo KFC*

Si habéis probado el pollo de Kentucky Fried Chicken, os habréis preguntado como poder recrearlo en casa. Y es que tiene un sabor y una textura tan especial que es irresistible. Es por ello, que a continuación vamos a explicar como poder hacer unas alitas de pollo al mismo estilo del KFC. Sin duda, un pollo irresistible!

Si eres amante del pollo, no debes perderte otra de nuestras recetas preferidas, las alas o alitas de pollo al horno, sin gota de aceite. Una forma más sana y equilibrada de elaborar pollo sin pasar por la freidora.

INGREDIENTES [Para 4 personas]:

  • Alitas de pollo – 12 unidades
  • Harina – 800 gramos
  • Pimentón dulce – 4 cucharadas
  • Curry en polvo – 4 cucharadas
  • Tomillo – 2 cucharadas
  • Orégano – 2 cucharadas
  • Estragón – 2 cucharadas
  • Pimienta – 2 cucharadas
  • Sal – Una pizca

ELABORACIÓN DE LA RECETA ALAS POLLO AL ESTILO KFC

01. El primer paso para empezar a preparar nuestras alas de pollo al más puro estilo de Kentucky fried chicken es mezclar en un bol los siguientes ingredientes: harina, pimentón, curry, tomillo, oregano, estragón, pimienta y la sal. Todo ello lo mezclamos y lo removemos con eficacia con la finalidad de que se llegue a mezclar todo de manera correcta.

02. Una vez tengamos la salsa bien removida, deberemos separarla en dos boles a partes iguales. Una de estas partes servirá para marinar y la otra para el rebozado. Es por ello que, en uno de los boles añadiremos un poquito de leche y vamos añadiendo agua mientras seguimos removiendo. La finalidad es conseguir una mezcla líquida, pero no debemos perder todo el espesor de la mezcla. Es en este bol donde marinaremos las alitas que anteriormente habremos cortado en dos partes, habremos separado el muslo y la ala.

03. Hay que dejar las piezas de pollo unas 3 horas en esa mezcla, en caso de tener prisa, podríamos reducir ese tiempo a 1 hora.

04. Cuando pasa ese tiempo, toca empezar con la parte más complicada para alborar estas alitas correctamente. Lo que debemos hacer es calentar el aceite a toda potencia. Entonces lo que hay que hacer es, coger una por una las alitas marinadas, pasarlas por la mezcla con harina, que habíamos hecho anteriormente, y entonces a continuación, las ponemos en el aceite.

05. El secreto para conseguir que sean como las de KFC reside en el aceite. Y es que se necesita que el aceite este lo suficientemente caliente para que se cree la costra típica del KFC, pero hay que llevar cuidado, ya que si está demasiado caliente se corre el riesgo de que queden crudas. El truco está en meterlas en aceite muy caliente durante solo un minuto y luego bajarlo y mantenerlas 8 minutos para que se cocinen bien, y finalmente durante dos minutos volver a subir el fuego a tope.

06. Finalmente, retiramos las alitas del aceite y las pasamos por papel absorbente, para eliminar el aceite sobrante.

ANOTACIONES Y CONSEJOS

Otro truco que se puede utilizar es meterlas en el horno después de freírlas, pero esta técnica puede reblandecer la costra que queremos conseguir.

*Foto Biswarup Ganguly

Recetas de Cocina Casera,

 

Las truchas de los lagos y ríos andinos a la leña

7 Mar

Trucha_07_500

Trucha del pescador o trucha a lo croto*

Para concretar esta receta, tiene que ser uno de los participantes del equipo de expedición de pesca, estar en las alturas de la cordillera de Los Andes donde se encuentran lagos todavía inexplorados por el hombre, accesibles solamente con la ayuda de un baqueano u hombre conocedor y respetuoso del lugar. Mi confidente y amigo, Gabriel Hurrell, infaltable pescador de truchas de todos los años, es el qué abrió su corazón en revelarme la original manera de saborear una trucha. Un detalle para tener en cuenta: en un bolsillo del chaleco, un pescador siempre tiene un sobrecito de sal y pimienta. ¿Para qué?

 

Ingredientes :

Una trucha recién pescada y eviscerada, sal y pimienta. Una rama hecha varilla con una punta afilada, dos ramas robustas hecha horquetas y clavada al suelo a una distancia mayor que el tamaño del pescado. Ramitas, leña del lugar para hacer un fuego a un costado y de la parte del viento en relación con las horquetas.

Preparación :

Preparar el fuego con las ramitas y leñas hasta que formen abundante brasas sin humo. Penetrar con la varilla desde la cabeza hasta la cola el pescado, condimentado sólo con sal y pimienta. Apoyar sobre las dos horquillas. Girar hasta que se cocine completamente. Buscar algún tronco caído de respetables dimensiones, apoyar la trucha asada, en una de su parte llana, botellas de vinos al lado, vista al lago y nevada cumbres, cada uno que se la arregle como puede para comer la exquisita carne de la trucha.

 

http://www.pasqualinonet.com.ar/Truchas.htm

Imagen

Tutorial de Rosca de Espinacas

7 Mar

Tutorial 8

Imagen

Tutorial de Palomitas de Pascua

7 Mar

tut1

Tutorial de Galletas Bicolores

7 Mar

La danesa de los Andes

7 Mar

 

La danesa Kamilla Seidler sorprende con Gustu, un restaurante ubicado en La Paz (Bolivia)
Para la discípula de Aduriz la única premisa es comprender y reivindicar la esencia del lugar
Y un objetivo: llevar a los jóvenes de la calle a la cocina a través de su escuela
La chef danesa Kamilla Seidler. / Ana Nance
Existen unas larvas en la selva boliviana que muchos consideran un manjar. Cuando una palmera cae, empieza el festín de los tuyu-tuyu, que se alimentan de los cocoteros. Justo ese es el momento perfecto para cazarlos. “Te adentras en la selva, escuchas atentamente y si percibes movimiento dentro del árbol caído, lo abres con un machete y, con cuidado, recolectas los gusanos del coleóptero”, cuenta la chef danesa Kamilla Seidler, formada en Mugaritz, durante nuestro encuentro en Madrid, donde participaba como cocinera invitada en la última edición del encuentro de alta cocina Madrid Fusión. Hace algo más de un año, Seidler llegó a Bolivia con un encargo: montar un espacio gastronómico genuino. Para ello contaba con la ayuda de su segundo en los fogones, Michelangelo Cestari (30 años), y el apoyo y la financiación de Claus Meyer, uno de sus jefes en el restaurante Noma, considerado durante varios años el mejor del mundo. “La única premisa que teníamos era la de entender el lugar al que íbamos; comprender la tierra”, dice Cestari. Lo aplican a rajatabla: “Los europeos no disfrutan con las larvas, pero aquí forman parte de la costumbre y teníamos que probar con ellas”. Ya hay gente que dice que el nuevo mejor restaurante del mundo está a casi 4.000 metros de altura.

Todos los ingredientes que utilizan en Gustu provienen de Bolivia: llama, larvas, patatas, yuca o ajís aparecen en sus platos. Intentan que sus vinos también sean de la región. / Ana Nance

Al soroche nunca te acostumbras. “Cuando aterrizas, es inevitable pasarte unos días con vahídos”, cuentan los cocineros. Los mareos son únicamente una parte de su aventura andina, porque en este restaurante no solo se come. “Sin sonar pretenciosos, queríamos hacer algo más significativo”, comenta Seidler, nacida hace 30 años en Dinamarca. “Trabajar con chicos que no tenían la oportunidad de dedicarse a la alta cocina”, añade con un castellano plagado dematices andinos. Así, el barrio de Calacoto, en la zona sur de la capital oficiosa de Bolivia (Sucre es la oficial), se convirtió en su centro de operaciones; algunos de los hijos de sus vecinos, en sus pinches. “El concepto inicial de la parte de la escuela nos pareció complejo; concretamente, la idea de llevar a jóvenes de la calle a la cocina”, reconoce Cestari. Su aula gastronómica está formada por 26 chicos y chicas. Uno de ellos, el repostero, era un joven de trato difícil educado en un orfanato. “Ahora trabaja el pan de manera impresionante y es un referente de ese capital humano que nos ha impulsado tanto. Nunca pensamos que podríamos avanzar tan rápido”, dice la chef. Dos muchachas menudas y morenas son las jefas de cocina de Gustu. En una especie de alegato contra el machismo endémico del país, ellas dirigen la cuadrilla. “Cuando miran a Kamilla, les brillan los ojos”, apunta Cestari. Han tomado su figura como un símbolo muy fuerte, un referente femenino. “Soy estricta y terca en la cocina”, cuenta ella. “Me gusta mostrar que como mujer está bien responder y está bien tener la razón. Así, ellas van levantando un poco más la cabeza”. Igual que manda, cada noche Seidler limpia sus ollas de arriba abajo. Eso tampoco cuadraba en el imaginario local. “Al principio nos veían como jefes absolutos. En una sociedad clasista no entendían que Kamilla limpiase ella misma. Al verla dándole al estropajo, se quedaron muy impactados”, recuerda Cestari los primeros días del restaurante, que se inauguró el 4 de abril de 2013. Aunque costó hacer comprender sus inquietudes, al final el concepto cuajó. “No nos interesaba establecer una jerarquía piramidal como tal. Preferimos el equipo: pedimos el máximo y trabajamos juntos para llegar a ese nivel”, añade.

A casi 4.000 metros de altitud, el local seduce a propios y extraños. Los foodies más exquisitos del mundo vuelan a La Paz para conocer el nuevo restaurante. Los vecinos del barrio de Calacoto también cruzan sus puertas. / Ana Nance

“Como sudamericano [Cestari nació en Venezuela, aunque su familia es de origen italiano], no me había planteado volver a Latinoamérica. Me daba vértigo”, dice sin pudor. El reto de posicionar Bolivia como un destino gastronómico de primer nivel pudo con ese resquemor. Kamilla ayudó. Cestari y Seidler se conocieron en 2005 con Andoni Luis Aduriz. Ambos pertenecen a la escuela de Mugaritz, el local del inquieto y profundo chef vasco. Viven la gastronomía a flor de piel. En el caso de Cestari, literalmente: su torso y espalda están repletos de tatuajes que hacen alusión a las verduras, las partes del cerdo y dos recetas. “Esta es de Kamilla: macarrones de chocolate”, indica señalándose las costillas. “El restaurante es la punta del iceberg de una serie de proyectos que intentan generar todo un modelo comprometido con la sociedad”, resumen. Lo denominan Melting Pot Bolivia: un movimiento culinario basado en la tradición y los ingredientes propios mezclado con el savoir-fairenórdico. Claus Meyer también es clave en esta cocina. Además de su fama como cocinero y empresario, este proyecto es una apuesta personal en la que ha invertido cerca de un millón de euros. Junto a Seidler y Cestari, envió a Bolivia a un barista especializado en café, un agrónomo y un sumiller. “Cuando un grupo de desconocidos plantea algo diferente, el boliviano considera que te vas a aprovechar, ganar tu platita y largarte”, explica Cestari. Ni siquiera cuando comenzaron a reivindicar la tradición, a apoyar a los trabajadores locales y a cocinar con producto 100% boliviano, como la carne de llama o las larvas de coleópteros, confiaron del todo. “Hemos necesitado tiempo para que la gente del barrio entrase al restaurante”. No tiene nada que ver con el precio: además del menú degustación (en torno a 100 euros), hay platos económicos (por unos ocho euros se puede comer). Al final lo han conseguido: empieza a haber más bolivianos.

La gente. Así se autodenomina el equipo. Junto a Seidler y Cestari (de perfil en la imagen), Joan Carbó, Jonas Andersen y Elizabeth Abel son los enviados de Claus Meyer. El resto de personal son los alumnos de la escuela gastronómica. /Ana Nance

Una tarde, a la hora de comer, un gringo entró en el salón del restaurante. Se sentó y sacó un papel arrugado de su chaqueta. “He venido a comer en el que dicen que será el mejor restaurante del mundo. Demostrádmelo”, vociferó en inglés mientras mostraba un artículo recortado de la reconocida revista Food and Wine. “Nos ha sorprendido mucho la acogida. Algunas personas se acercan a saludarnos, y otros, los más fanáticos de la gastronomía, vienen, almuerzan, cenan, almuerzan, cenan y se van. Y así se pasan dos días seguidos en La Paz. Eso lo puedes esperar después de llevar abierto 10 años; ¡nosotros no llevamos ni uno!”, se sorprende Seidler abriendo mucho sus ojos verdosos. Miles de papas diferentes, ajís, chancaca o cui son algunos de los ingredientes de la despensa boliviana. “La oportunidad de la cocina de Gustu nos la ha dado la cercanía. Nos hemos tenido que sentar con la gente, conocer su historia y recomenzar de nuevo con nuestra técnica”, resume Seidler, que reconoce estar entusiasmada con ese reto. ¿Y los gusanos? “No es por parecer excéntricos, pero si algo se come, se come. En Bolivia los fríen. Parecen una crema de mantequilla con un toque de coco. Queremos usarlos para un postre. Seguimos probando”, dice. Tratan de no darle excesiva importancia al hecho de estar en los fogones de un local que puede convertirse en una referencia culinaria. Ya pasaron por Noma. “Creemos que podemos cambiar el mundo a través de la comida”.

 

Recuerdos, puchero de Carnaval

7 Mar

 

 

Carlos Toranzo Roca
PLURI-MULTI

Recuerdos, puchero de Carnaval

Carlos Toranzo Roca

El maestro Pérez Alcalá, que pintaba con mucho arte las viejas cocinas de los pueblos, debía tener algo dentro de sí que le generaba esa cercanía y amor por ellas; quizás las pintaba mejores, más bellas y equipadas para que él mismo pueda cocinar en ellas con más maestría, porque Ricardo no era sólo un sibarita del color y de las formas, sino que era también un sibarita gastronómico, se deleitaba cocinando y comiendo.  Cocinaba tan bien   y presentaba tan bien lo cocinado que cada platillo   salido de sus   manos era una obra de arte, era, sin exagerar, un cuadro creado   por el pintor, sus pucheros nos lo podían atestiguar.   Su conocimiento y amor por la cocina lo transformaron en una persona exigente por la cultura gastronómica, por la cultura de la buena cocina y del buen comer. De él aprendimos que es un signo de poca cultura ponerle jamones, salames u otros fiambres a la buena pizza, y la buena pizza, sin duda, era la que él hacía, porque esa pizza  “inclusive”   a él le gustaba.
 En mi casa hizo varias pero no dejó que nadie toque su masa, que nadie ponga ningún aliño. Cómo recuerdo esos tiempos de su amistad vivaracha, con sus chistes sobre la vida cotidiana, con sus humintas hechas con aceite de oliva.
 Hace unos años escribí esto sobre mi amigo Ricardo y, ahora, por la cercanía de los carnavales lo recuerdo: algunos amigos me preguntaban cuál es el mejor puchero de Bolivia, son pocos los que preguntan esto o que pueden hacerlo, en rigor, sólo lo hacen aquellos que han superado los 30 años o los que han doblado esa edad. Y, claro, los más   no pueden inquirir sobre ese tema porque, poco a poco, se han ido perdiendo las tradiciones   culinarias de nuestro país, o tal vez sólo las de La Paz. Por ejemplo, ¿quién, quiénes comen el queso humacha o fondue a la andinata? ¿Quién penetra en las dulzuras de un plato de intelectuales, el finamente llamado ají de libro, o más popularmente conocido como ranga ranga? ¿Quién tiene idea de un ají de chock’a?
Pero, para no penetrar en cosas muy difíciles, baste preguntar quién   y quiénes comen un buen puchero en las carnestolendas. Seguro que son muy pocos y, menos aún, los que pueden acceder a esa delicia cuando es preparada por don Ricardo Pérez Alcalá. Para rabia del maestro, muchos se preguntan si es mejor pintor o mejor cocinero, yo creo, para no herirlo y para no perder su amistad, que la respuesta acaba en un empate.
 Hace unos años, en mi   ayllu de Cota Cota, el maestro se dio a la tarea de hacer su puchero –muy diferente a hacer “pucheros”, como dirían algunos criticones-. Tremenda tarea y elevadas las exigencias del maestro para lograr los ingredientes correctos. Ah,…  no olvidar esta prevención…   a Pérez Alcalá nunca lo inviten a comer, lo critica todo, todo lo quiere “jerarquizar” –como dice él- con sus toques maestros.   Es mejor invitarlo a que él cocine, así   los demás humanos no podremos criticarlo.
 Pero, la vez a la cual aludo, el maestro hizo una de las mejores acuarelas de su vida … que ya es larga y tendida. Sí, preparó su famoso puchero, lo hizo con la ayuda eficiente de doña Martha… mi esposa… “van a disculpar”. ¿Cuál fue el resultado? ¡Santo Dios!   qué mezcla y desborde de colores. No usó pinceles, pero los colores rojo y amarillo de los ajíes, los verdes para trazar la frontera entre esos colores, los blancos radiantes de sus arroces. Todo, todo, terminó en una obra maestra, belleza de colores y de sabores.
 El resultado fue una acuarela   hermosa que inhibía comerla,   pues era como comerse el lienzo con las mejores pinturas. Pero, golosos como somos, ni modo, tuvimos que destruir   y deglutir una obra de arte. Hasta ahora nos queda la memoria de los colores y de los aromas de ese puchero.
 Ese es el mejor Puchero de Bolivia, el de Ricardo Pérez Alcalá. Un amigo mío, avecindado en Carreras, quiere sonsacar al maestro, para que so  pretexto de una cosecha de duraznos, pueda comandar la elaboración de un puchero. No sé si tendrá   suerte. Pero el maestro sí recogerá   con sus propias manos los duraznos, pues según él: el durazno es la tesis de grado de Dios. Carlos Toranzo comió ese puchero”.
Carlos Toranzo Roca es economista y analista.

 

SALUD Vida Sana, 8 Claves

7 Mar

s1

 

 

8 Claves de la Salud Integral

Si bien la salud del planeta es nuestra responsabilidad, también lo es nuestra salud: nosotros somos una naturaleza que atender, un cuerpo y una mente que debemos dejar de contaminar, de destruir y aprender a respetar y amar así como amamos y respetamos las plantas, el aire y los animales.

En realidad, no hay doctor que cure una enfermedad: un doctor sólo puede guiar a su paciente a una toma de conciencia y darle remedios que lo acerquen a reco

brar su armonía y salud; la cura total se efectúa cuando el paciente esta en disposición de cambiar hábitos, costumbres y, sobre todo, de querer sanar.

Hay 8 elementos básicos para recobrar y mantener la salud; mientras estos aspectos se mantengan en armonía y se respeten, no padeceremos ninguna enfermedad. A continuación, los siete elementos que no debes perder de vista:

SOL: este es uno de los elementos indispensables para la salud, necesario para la formación de huesos y dientes pues fija el calcio. Uno puede llevar una dieta estupenda y de mucha calidad, pero si no recibe sol suficiente, nos pondremos anémicos y faltos de salud. Es necesario que al menos tomes el sol durante 20 minutos, ya sea dando una buena caminata por algun parque o realizando una actividad al aire libre.

AGUA: nuestro cuerpo esta conformado por más del 90% de este líquido de vida, sin una aportación suficiente de ella los tejidos no pueden formarse ni nutrirse adecuadamente, no se pueden eliminar desechos ni se puede llevar a cabo la regeneración celular, el sistema nervioso se altera y degenera y las funciones enzimáticas se debilitan. La mejor agua para beber es la pura, incluso el agua mineral es muy buena.

AIRE: el oxigeno es otro de los elementos indispensables para la salud, una buena oxigenación es fundamental para el calor y energía del organismo, para la combustión correcta de los alimentos y que sus nutrientes puedan absorberse y depositarse adecuadamente. Es, por lo tanto, de suma importancia respirar adecuadamente, realizar una actividad física que nos ayude a obtener una buena dotación de oxigeno. El mejor oxigeno es el de los lugares alejados de la ciudad; caminar en el bosque o en la playa es sumamente benéfico para la salud.

TIERRA: estar en contacto con este elemento nos ayuda a nutrirnos de energía y a depurar toxinas. Una forma de estar en contacto con la tierra es caminar descalzos sobre el pasto o la arena del mar, pero también podemos beneficiarnos de ella dándonos masajes con arcillas, las cuales son excelentes para nutrir, reafirmar y exfoliar la piel.

ALIMENTOS: estos deben de ser de la mejor calidad posible y ser variados, frescos y estar bien combinados. Hay que eliminar alimentos procesados, azucarados, adicionados, fritos y embutidos, los cuales tan solo atrofian las funciones vitales del cuerpo, robando energía al organismo en lugar de aportársela. En la dieta deben prevalecer los vegetales y frutos frescos, así como las semillas, cereales integrales y oleaginosas.

PENSAMIENTOS: la mente debe de nutrirse también, y su mejor alimento son los pensamientos que inspiran bienestar, armonía, curiosidad, exploración y belleza. Hay que procurar mantener la mente enfocada en lo que se quiere, y no permitir que se contamine o distraiga con las cosas que nos producen enfado, miedo u otra emoción no deseable.
DIVERSION Y GOZO: al cuerpo no le basta con que estén cubiertas sus necesidades básicas para sentirse bien: necesita sentirse con el corazón puesto en la vida, sentirse atraído por estar viviendo. Así pues, uno debe procurar encontrar actividades donde goce desde el corazón, hay que darse momentos de distracción, dejar la rutina, explorar, atreverse a experimentar nuevas formas de hacer las cosas, de pensar, de ver el mundo.

MOVIMIENTO: todo el universo esta en movimiento: aunque no veamos que la piedra se mueve, esta lo hace, de una forma lentisima, pero sus moleculas se estan miviendo. El movimiento es un elemento esencial de la vida, todo se esta moviendo, todo evoluciona y se expande, nada puede permanecer estático. Nuestro corazón es parte de este movimiento evolutivo, tanto como el como nuetsra mentey la realidad crecen, evolucionan. Asi pues, hay que estar dispuesto al cambio y al movimiento, no cerrar nuetsra mente y dejarla abierta a nuevos entendimientos. Cuando nos resistimos y no queremos cambiar o dejar de ver las cosas a como siempre las hemos visto, es que sufrimos, y padecemos dolor. Asi pues, no te resistas a lo nuevo, aprende a fluir, confia en la inteligencia, sabiduria y amor que hay en toda molecula que se mueve en la naturaleza.

Vida Sana.com

Imagen

SALUD Alimentos Saludables

7 Mar

verdaderas-golosinas

The WordPress.com Blog

The latest news on WordPress.com and the WordPress community.

Entre El Comal Y La Olla

Una aventura culinaria

yofumoenpipa

SOY DE LETRAS

Para los que necesitan evolucionar

Reflexiones de crecimiento.. para una inmensa minoria.

Mientras tanto, en Santa Cruz

Notas desde la Llanura

Cocina sana con Ernest Subirana

Blog de cocina donde encontraréis recetas y recomendaciones para una vida saludable

Ablet Gustro

Gastronomic And Cultural Advisor Marketing Techniques

Pensamientos de vida

Reflexiones para mi familia, amigos cercanos y a las personas que por casualidad, el mundo de la internet los trajo hasta acá. ¡Bienvenidos!

"YOKA" NATURALEZA, COLOR Y SABOR

Fotografias. Color, Gente , Sabor y algo más

WordPress.com

WordPress.com is the best place for your personal blog or business site.

A %d blogueros les gusta esto: